Cuento de la Naturaleza

CUENTO: LA NATURALEZA ESTÁ ENFADADA

 

“La palabra progreso no tiene sentido mientras haya niños infelices” (Albert Einstein)

20150331 120001

Érase una vez una madre muy, pero que muy enfadada. Su nombre era Naturaleza, aunque estaba acostumbrada a que la llamaran Madre Tierra. Llevaba años y años soportando las maldades de sus hijos, que la ensuciaban, la quemaban, la exprimían, la afeaban, la explotaban…

 

“No tiréis basura a la calle”, decía a sus hijos. Pero sus hijos no le hacían caso.

“Ojo con los fuegos en los montes”, les advertía. Pero ellos seguían con su actitud.

“No malgastéis energía”, les repetía. Pero ellos continuaban con su derroche.

“No construyáis en las laderas de la montaña, en los cauces de los ríos”, les sugería. Pero ellos edificaban con avaricia.

“Aprovechad los recursos y repartidlos justamente”, les aconsejaba. Pero los hijos se apartaban de su madre una y otra vez.

 

Llegó a tal grado el enfado de la madre que no pudo más y se sublevó. Y llegaron

-    las inundaciones

-    las sequías

-    los tsunamis

-    los terremotos impredecibles

-    los huracanes infernales

-    las pandemias virales

-    ………………………..

 

Para tratar de aplacar la ira de la Madre Tierra, unos señores muy importantes se reunieron. Le ofrecieron un pequeño consuelo: “No seremos tan malos, ensuciaremos menos, consumiremos menos petróleo, usaremos energías alternativas…”

 

Pero la Madre Naturaleza continuó con su desasosiego porque las promesas no acababan de cumplirse……Una pandemia asola estos días a todo el planeta. Los humanos se preguntan si no será una venganza. La humanidad entera ha recibido una lección de humildad. Los humanos no pueden controlar todo. La Naturaleza necesita que la dejen en paz. 

 

Y colorín colorado…..este cuento NO está acabado.

Esperamos que con su cambio de actitud acabe BIEN.




 

 

educar en valores secundaria profesores educación adolescencia

Añadir un comentario